Nuestra historia

Nuestra Historia

¿Cuál es el origen de las Iglesias Bautistas?

Las Iglesias Bautistas remontan su ascendencia histórica a la denominada reforma protestante del siglo XVI, y en concreto al movimiento anabaptista. El nombre de bautista fue adoptado en Inglaterra en el siglo XVII porque practicaban el bautismo por inmersión, y esto sólo a la gente que antes dio una profesión de fe personal en Cristo como su Salvador.

Pero la historia Bautista no comenzó en aquel entonces; en realidad, dichas iglesias eran los sucesores históricos de aquellas iglesias cristianas que desde tiempo apostólicos han venido defendiendo el uso de las Sagradas Escrituras como la única regla de fe y práctica en la vida cristiana.

Dentro de los principios bautistas están los de separación Iglesia-Estado y la forma de gobierno congregacional, la promoción del derecho de libertad religiosa y el reconocimiento de la Biblia como única norma de fe y práctica.

Aquellas iglesias, netamente bíblicas en su doctrina, sufrían la persecución a lo largo de los siglos por no conformarse a la iglesia mayoritaria que estaba a menudo el poder secular en su afán por erradicar lo que ella consideraba error.

Pero Dios es fiel y siempre ha habido en la tierra creyentes dispuestos a arriesgar sus propias vidas por principios bíblicos antes de hincar la rodilla a las tradiciones de los hombres.

¿Cuando surge la FIEIDE?

Se funda en el año 1957 como una federación de Iglesias independientes, compuesta mayoritariamente por Iglesias Bautistas. Las distintas Iglesias locales tienen personalidad jurídica propia y actúan con autonomía, al tiempo que mantienen estrechas relaciones fraternales y planes de actuación conjunta. Es miembro de la Federación Internacional de Iglesias Libres (IFFEC).

Comentarios cerrados.